Cómo proteger tus datos en Internet

Cómo proteger tus datos en Internet

Desde que en mayo del año 2018 entrase en vigor del Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) la normativa en este ámbito no ha dejado de evolucionar. De hecho, el 5 de diciembre del mismo año entró en vigor la Ley orgánica de protección de datos y garantía de los derechos digitales (LOPDGDD).

Esta normativa viene a dar forma a lo establecido en el reglamento europeo y a completar toda la normativa que afecta a la protección de datos de carácter personal y la privacidad de las personas.

Aspectos más destacados de la protección de datos

Tras todos estos cambios en la legislación de esta materia se han producido cambios importantes en la forma de gestionar la protección de datos y en los conceptos en materia de protección de datos.

La ley de protección de datos complementa al reglamento en los aspectos que no han quedado definidos en el mismo. De hecho, se puede afirmar que el reglamento europeo sigue siendo el más importante y no es posible desarrollar ninguna norma o acción que vaya en su contra.

Este reglamento tiene como principal objetivo fortalecer los derechos fundamentales de los usuarios en un mundo digital. La finalidad última es que todos los usuarios tengan un control sobre el uso que se hace de sus datos personales.

Se trata de una normativa que pone en relieve la importancia de proteger los derechos digitales. El derecho a la desconexión digital es otro de los derechos que fue introducido en esta nueva normativa y que debe ser aplicado.

En la nueva ley lo que prima es el tratamiento que se da a los datos personales. De hecho, se exige un registro de actividades de tratamientos (RAT), que servirá para establecer los tratamientos que hagas y qué medidas de seguridad vas a aplicar en cada caso.

Derechos ARCO

Uno de los aspectos más novedosos surgidos con la reforma de la legislación es la aparición de nuevos derechos que son los derechos ARCO. Estos son:

  • Acceso.
  • Rectificación.
  • Cancelación.
  • Oposición.

Además, hay que considerar otros derechos que son el derecho a la limitación del tratamiento, el derecho a la portabilidad y el derecho al olvido. El derecho a la limitación del tratamiento implica que el interesado o dueño de los datos puede exigir al responsable de los datos que adopte las medidas necesarias para que esos datos sean conservados y protegidos.

El derecho a la portabilidad que es un derecho a que los usuarios soliciten a los portadores que los datos sean trasmitidos en un formato estructurado.

El derecho al olvido es el derecho a que se elimine de internet cualquier enlace con información personal de los usuarios, así como copias de esos datos.

La gestión de estos derechos y la mejor forma de registrar esta información de terceros requiere de un conocimiento profundo de esta legislación. Si no tienes claro como implementarlo es recomendable que consultes con un abogado de protección datos que podrá asesorarte en todo este proceso y en la mejor forma de llevarlo a cabo en tu organización.

junio 11, 2019

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.